Publicado el Deja un comentario

El pastor alemán: un perro muy útil

Robusto, sensible e inteligente, el pastor alemán lleva mucho tiempo acompañando a los humanos en diversas tareas que a un humano le resultaría difícil realizar. De pastor, este abnegado perro se ha convertido con el tiempo en perro policía, guía de ciegos y perro de visita. Gracias a su excelente olfato, se utiliza incluso para detectar ciertas enfermedades, como el cáncer.

El perro pastor alemán: una parte crucial de la brigada canina de la policía

El olfato y la inteligencia del pastor alemán lo han convertido en una valiosa ayuda para la brigada canina de la policía. Ya sea una unidad de desactivación de bombas, un rastreador, una unidad de patrulla o un detector de drogas, el perro desempeña un papel importante en estas unidades.

Tras las catástrofes naturales o no naturales, los pastores alemanes son llamados al rescate para buscar supervivientes entre los escombros. Este tipo de trabajo requiere mucha resistencia, y puede decirse que el pastor alemán la tiene. Además, gracias a su olfato y a su velocidad, esta raza de perro puede localizar a una víctima enterrada a varios metros de distancia.

En la gendarmería y en la unidad de la policía nacional, los pastores alemanes tienen varias funciones. Se utilizan, entre otras cosas, para detectar minas, bombas y armas, para localizar a un delincuente o para encontrar drogas.

El pastor alemán: un perro guía

Los pastores alemanes se han utilizado a menudo como guías de personas ciegas. Muy buenos guardianes y muy protectores de su amo, estos perros también son perros que toman la iniciativa. Este último rasgo es el más útil para un perro guía. Por lo tanto, un pastor alemán no sólo es capaz de oler el peligro, sino también de reaccionar ante él incluso cuando desobedece a su amo.

Como perro guía, un pastor alemán suele estar muy cerca de su amo y ser un valioso compañero. En resumen, un pastor alemán que sirve de guía a una persona ciega es una especie de asistente vital del que le costará separarse.

El pastor alemán: un perro de visita

Los pastores alemanes son perros devotos. Por lo tanto, son excelentes compañeros para los propietarios que quieran participar en labores de voluntariado visitando centros de discapacitados, residencias de ancianos o incluso hospitales.

Los pastores alemanes suelen ser elegidos para esta tarea por su sociabilidad y sensibilidad. Su función es reconfortar a las personas que visitan con su cálida presencia. Según algunos estudios, la presencia de un perro de visita puede tener a veces efectos terapéuticos en la salud física y mental de las personas a las que visita.

El pastor alemán: un perro de asistencia médica

Con un sentido del olfato bien desarrollado, los perros como los pastores alemanes tienen la capacidad de detectar y diferenciar distintos olores. Esta capacidad olfativa se utiliza en determinados campos de la medicina, especialmente en la detección de ciertas enfermedades, como el cáncer.

Un pastor alemán que ha recibido un entrenamiento específico puede detectar diferentes tipos de cáncer: de pulmón, de mama, de colon o de piel. Este perro es capaz de detectarlos en la orina y el aliento de una persona enferma. Al detectar las células tumorales en una fase temprana, los pastores alemanes permitirían un tratamiento rápido de los pacientes.

Además del cáncer, la epilepsia es otra enfermedad que los pastores alemanes pueden detectar. Pueden detectar los primeros signos y avisar a los familiares y amigos del paciente para que éste pueda ser tratado a tiempo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.